Museo Dalí en Figueres

Salvador Dalí decidió, a principios de los años 60, construir su museo en el interior de las ruinas del viejo Teatro Principal de Figueres. Hoy es una realidad.

En 1961 el alcalde de la ciudad propuso a Salvador Dalí hacer un museo dedicado a su obra. El pintor quedó atrapado por el encanto espectral del teatro y lo aceptó como sede del futuro Teatro-Museo Dalí: …me pareció muy adecuado, por tres razones: la primera, porque soy un pintor eminentemente teatral; la segunda, porque el Teatro está justo delante de la iglesia en que fui bautizado; y la tercera, porque fue precisamente en la sala del vestíbulo del Teatro donde expuse mi primera muestra de pintura.

Para reunir su obra en el antiguo teatro, el artista se entregó a la tarea durante más de una década, interviniendo y diseñando los detalles más mínimos. La inauguración del Teatro-Museo Dalí ocurrió el 28 de septiembre de 1974.

Uno de los elementos más visibles del museo es la estructura reticular transparente en forma de cúpula geodésica que corona el edificio, idea de Salvador Dalí realizada por el arquitecto Emilio Pérez Piñero (1935-1972).

La cúpula se ha convertido no sólo en el emblema del Teatro-Museo y símbolo para la ciudad de Figueres.